miércoles, 15 de abril de 2009

“QUINQUÉ ROCK”: UN NUEVO ESPACIO PARA CREER Y CREAR







En los 70’s Manuel Lazo era un joven inquieto y ya daba sus primeros pasos como empresario al convertirse en uno de los primeros “managers” musicales del país. Resulta que se hizo amigo de los integrantes de un grupo de rock popular por la época llamado “Madera Fresca” y los llevó a presentarse en la capital y varias ciudades del sur. La banda era muy conocida y hoy muchos “muchachotes” de base seis la recuerdan con nostalgia.

Pasada la dictadura militar a principios de los ochenta, el visionario Lazo decide crear un local nocturno que sería punto de encuentro de la bohemia y cultura local, cosa inimaginable antes por los toques de queda y la represión del régimen que siempre consideró al rock alienante e imperialista”. Así nacería “El Quinqué” en la calle Santa Catalina al frente del monasterio, siendo el primero de ese tipo en la zona monumental de la ciudad.

“La Rockola” ubicó al empresario porque ahora está promoviendo un nuevo espacio que permitirá ser la palestra de jóvenes músicos de rock, muchas veces relegados por no permitírseles interpretar sus creaciones. El proyecto se denomina “Quinqué Rock” y tiene como objetivo fundamental promover los temas propios. Vale.

¿Fueron uno de los primeros?
Claro, se hacia canto y música instrumental latinoamericana con énfasis en la nueva trova, ese local era además un refugio de poetas, pintores y artistas en general. Para el ’39 decidí apostar por un local propio en la Av. Dolores, donde no había absolutamente nada por la noche. El local fue construido expresamente para presentar bandas de rock, ya que no se escuchaba grupos en vivo desde mediados de los setenta; pero el “Blues Bar” se me adelantó, así que buscando alternativas comerciales desarrollé el karaoke.

¿Qué significa "Quinqué"?
Es un término que entró en desuso por el uso de la luz eléctrica. Antiguamente todos se alumbraban con unas lámparas de vidrio con mechero que se denominaban quinqués, como éstos fueron el único elemento decorativo de nuestro primer local, decidí llamarlo así.

Mientras otros locales optan por los "covers", estas apostando por temas propios...
No somos contrarios a los “covers”, pero apoyamos incondicionalmente a los artistas, mejor si son músicos y si hacen temas propios; pero no tendría que haber un divorcio entre música propia y la cuestión comercial, sobran los ejemplos de grupos que pasaron de un garaje a ganar millones.

¿Qué le falta a los músicos locales?
En principio deben apoyarse así mismos; deben “administrar” su repertorio, tratar de “sonar” lo mejor posible. Por ejemplo cuando tocan no pueden opacar a su vocalista con el estruendo de sus instrumentos. Por otro lado deben tener variaciones rítmicas para no saturar, así el público querrá repetir la experiencia.
¿Estás en busca de nuevo público para tu local?
La avenida Dolores esta lleno de restaurantes y locales “toneros”, nosotros buscamos ser una alternativa más apegada a lo cultural dando espacio a diferentes artes incluida la gastronomía que recién esta siendo reconocida debidamente, pero ese ya es otro tema.

¿La gente prefiere el karaoke o ver un grupo en vivo?
Arequipa aún es una ciudad chica para la alta especialización, de modo que hay locales que han logrado una adecuada combinación de estos dos o más servicios. Todo pasa por organizarse para establecer una buena programación donde todos tengan su espacio dentro de lo razonablemente posible y compatible.

El "Quinqué Rock" es una plaza abierta…
Por ahora el promotor es Abdel de la Cruz, que también es músico; sin embargo, aprovecho tu gentil espacio para invitar a quienes quieran organizar eventos con contenido musical pero distinto a mis vecinos para que me contacten, en mi local cómodamente ingresan 180 personas; además el año pasado he optimizado las instalaciones con recursos propios para la presentación de grupos en vivo y donde el rock tiene un espacio preferencial.

Dejamos así a Manuel con sus ideas y proyectos, rememorando quizá cuando organizaba los conciertos de “Madera Fresca”; soñando tal vez en volver a presentarlos, total ahora el “Quinqué Rock” permite a los rockeros jóvenes “crear” su música y “creer” en ella.